Foto: Steffen Reichle / Fundación Viva

Clasificada a nivel nacional como vulnerable (VU), según el Libro Rojo de la Fauna Silvestre de Vertebrados de Bolivia (2009), la paraba azul se encuentra asentada en la región Este del país, en la zona del Pantanal. El ANMI San Matías es precisamente el mayor refugio de estas aves, que tienen como particular característica formar una sola pareja durante toda su vida.

El proceso reproductivo se inicia a partir de los cuatro a seis años. Por lo general, un tronco alto y robusto, de al menos cinco metros, es el refugio ideal para construir nidos. Las cavidades de los árboles de toco, roble y principalmente sujo, son las especies preferidas para ello.

La adecuación del nido se inicia en junio, y de septiembre a noviembre se da la incubación. En promedio cada pareja pone de uno a dos huevos. Sin embargo, es bastante común que, en el caso de existir dos huevos en un nido, solo un pichón sobreviva. 

Lee también: Tapir, el arquitecto de los bosques

La paraba azul anida en árboles que están muy en el centro del bosque, como una manera de preservar a sus pichones. Foto: CLB

Así como la búsqueda del nido, las fuentes de alimento son otro factor clave dentro del proceso reproductivo. Su dieta está basada principalmente en frutos del motacú (Attalea prínceps) y totaí (Acrocomia aculeata). Pero los incendios forestales que se registran cada año están mermando estos sitios. 

La estructura de la vegetación en el Pantanal está conformada por islas o bosques en riberas de humedales o ríos, donde el motacú, totaí y la palma aparecen en cantidades. 

Los incendios generalmente afectan cada año a los sectores de la sabana o pastizales, pero no siempre alcanzan las riveras de los ríos o a los motacusales, como sucedió este año. Una vez llega la temporada lluvias el panorama se reverdece, pero esas son especies de gramíneas y leguminosas enredaderas que rápidamente cubren los suelos. Los árboles grandes pueden tardar años en regenerar. 

Lee también: Güendá-Urubó, la nueva área protegida de Santa Cruz, garantiza la provisión de agua para los próximos años

Apoya nuestro trabajo periodístico. Haz clic para saber cómo.