lunes, mayo 27, 2024

Loros, animales “estrella” del tráfico de fauna, en un libro que llama a la reflexión

“Cautivos” es el más reciente trabajo de los fotógrafos Daniel Alarcón y David Grumbaun. En una edición impresa de lujo, reúnen retratos de aves víctimas de mascotismo y compra/venta que ahora viven en centros de custodia, porque nunca más podrán volver a su hábitat.

Detrás de cada loro y guacamayo que vive en un domicilio hay una historia de dolor. Tráfico, compra/venta, robo, pichones que mueren en cajas de cartón, padres asesinados, incendios; todas son tragedias.

Muchas de estas aves —grandes, pequeñas, de vivos colores o tonalidades verdes, “habladoras”, “silbadoras”— llegan a las ciudades y son ofrecidas en mercados, semáforos o simplemente son regaladas a alguien que perdió otro loro. Aquellas que corren con suerte suelen “vivir bien” varios años en cautiverio; otras, son rescatadas de hogares donde los maltrataban porque causaban daños, crecieron más de lo previsto o les cortan las alas y las lastimaron. En cualquier caso, su vida termina en jaulas o entre muros, cautivas, porque nunca más pueden volver a su hábitat natural.

Detrás de cada mascota silvestre comercializada se comente una serie de ilegalidades que en muchos casos termina con la muerte de cientos de pichones y sus madres. Foto: Daniel Alarcón y David Grunbaum

Con estas reflexiones, los fotógrafos Daniel Alarcón Arias y David Grunbaum publicaron su más reciente libro “Cautivos”, una edición de lujo que reúne en 221 páginas, retratos de loros, cotorras, parabas y parabachis que ahora están en centros de custodia. Se trata del segundo libro de los autores, el cual busca llamar la atención sobre un problema latente en la sociedad boliviana: el mascotismo y el tráfico de fauna silvestre. El primer material, “Retratos de familia”, tenía una línea similar, aunque incluía especies de mamíferos, entre otros; este refleja exclusivamente la realidad de muchos loros y parabas.

“Lo primero que aprendes cuando trabajas con este tipo de centros de acogida es que el animal estrella es el loro. Tú vas buscando y dices: ‘loro ya tengo, qué otras especies hay’. Hasta que haces la reflexión de que la sociedad tiene este tipo de mascotas y que no reflexiona mucho sobre cómo llega a sus manos”, dice Alarcón.

En ese entendido, el libro busca romper ese círculo por el cual pareciera que tener un ave como esta de mascota “es normal”, y no es así. “El loro para nosotros es la metáfora perfecta de los animales en cautiverio que nos hemos acostumbrado a tener, y ya va siendo hora que reflexionemos de dónde vienen”.

Datos preocupantes

El libro busca llamar a la reflexión para frenar el tráfico de animales con fines de mascotismo. Foto: Daniel Alarcón y David Grunbaum

El libro contiene un prefacio escrito por el actor norteamericano Leonardo DiCaprio, quien exhorta a inspirar acciones de conservación de especies que están amenazadas a nivel mundial. Y es que de las 53 especies de parabas, parabachis, loros y cotorras registrados en Bolivia, nueve están en alguna categoría de vulnerabilidad o peligro de extinción del Libro Rojo de la UICN. De hecho, especies que únicamente existen en el país, como la Paraba barba azul (Ara glaocogularis) están “En peligro crítico de extinción”.

Roberto Vides, director de la oenegé de conservación FCBC, escribe en este libro que estas aves no solo son víctimas por sus brillantes colores y aguda inteligencia, sino que su hogar —el bosque, las sabanas arboladas, paisajes con palmas, fajas de vegetación a orillas de los ríos y quebradas— “están desapareciendo a un ritmo alarmante”. Por ello, a largo plazo, no solo terminarán como mascotas cautivas, sino también “sin su hábitat natural”.

Lee también: “Retratos de familia” muestra la realidad de animales silvestres víctimas de maltrato en Bolivia

De ahí la importancia de entender, mediante la fotografía, que al adquirir o aceptar uno de estos ejemplares, por detrás queda una historia de muerte, tráfico y sustento de mafias que se dedican a un mal llamado oficio de comercio de fauna silvestre.

El libro tiene una edición limitada, de la cual únicamente quedan 50 ejemplares a la venta. Su costo es de Bs 400 ($us 58), «pero hay un descuento significativo para los Amigos de La Región», asegura Daniel. Para adquirir un ejemplar, puede contactarse a los siguientes números: (+591) 73134714 o (+591) 77077775.

La publicación surge tres años después de “Retratos de familia”, del cual todavía quedan ejemplares (para adquirirlo, puede contactarse a los mismos números), y se espera una siguiente entrega con otro grupo de animales igual de importantes para los ecosistemas, y también muy vulnerables: los anfibios, en especial, las ranas.

Lee más: Fotorreportaje Retratos de animales silvestres rescatados del tráfico y el «mascotismo»

Destacados