“Hecha Bolsa”: reciclaje, arte, diseño y solidaridad

Tres mujeres emprendieron un negocio que va más allá de la venta de bolsones de diseño fabricados con lonas de publicidad en desuso. Además de generar empleos, apoyan a una fundación que ayuda a niños con cáncer y dan a conocer obras de artistas plásticos. Toda una cadena de propósitos.

Renata, quien es ilustradora, también se encarga de hacer creaciones a mano sobre las bolsas.
APOYANOS
Tu aporte nos permite hacer periodismo independiente, de calidad y sobre todo útil para la sociedad. Sé un amigo/a de La Región.

La Región

Se puede decir que ‘Hecha Bolsa’ nació en una clase de yoga. Tres amigas que practican la actividad y que les interesa la problemática ambiental decidieron unir sus inquietudes en un negocio que va más allá del rédito económico: reciclar lonas publicitarias en desuso, para convertirlas en bolsas de diseño reutilizables, con la intervención de costureros y fundaciones de servicio social. Toda una cadena de propósitos.

Claudia Otazú, Renata Freitas y Carolina Suárez son las creadoras e impulsoras de este emprendimiento. Luego de poner ideas sobre la mesa y concretar detalles, en agosto de 2018 se lanzó el producto: un bolsón de diseño pintado por una artista plástica. Oído así parece algo sencillo, pero es en el proceso donde interviene una cadena de empatía.

El producto final tiene diversos usos, incluso para un outfit de fin de semana o más formal. Los hacen de diferentes tamaños.

Lee también: Producir miel ecológica en envases reutilizables, la apuesta de una agrónoma boliviana

Economía circular

Todo comienza con aquellas vallas en desuso desechadas de campañas publicitarias. Las grandes compañías las retiran de calles y avenidas, y las tienen en depósitos o las devuelven a las empresas que las hicieron. Ahí las chicas las recuperan y las convierten en bolsones (la mayoría de 30 por 35 centímetros), costurados por dos obreros y sus familias, y cinco mamás de la Fundación Gotita Roja. Ya listos, son entregados a artistas plásticos que pintan a mano cada uno.

Para las firmas, el hecho que alguien recoja sus lonas en desuso no solo es una forma de ayuda para deshacerse de ellos, sino que representa una manera de apoyar la causa medioambiental, al saber que se convertirán en algo utilitario.

En el caso de los costureros, representa una fuente de ingresos para ellos y sus familias, mucho más cuando son mamás de niños con cáncer se hacen cargo, como sucede con la Fundación mencionada.

Finalmente, expresarse en un soporte como este es una gran oportunidad para dar a conocer el trabajo de ilulstradoras como Renate Holweg, Karel Guzmán, Mariano Arrien-Gómez o la propia Renata Freitas. Esto, además, hace que cada bolsa sea única, lo que la convierte en la categoría de diseño.

Lee también: “Valentina” volverá a su hábitat, está recuperada

Lee también: Así funcionan las mafias que depredan los árboles de mara en el Amboró y el Madidi

El equipo también participa en acontecimientos en los que se invita a la gente a pintar su propia bolsa y luego adquirirla.

Un negocio multipropósito

Desde que comenzó ‘Hecha Bolsa’ se ha fabricado más de mil productos, para lo cual se utilizó más de mil metros cuadrados de lona. Ante el multipropósito mostrado, la telefónica Viva, el BCP y Natura, entre otras empresas se han puesto en contacto con las emprendedoras para donarles directamente la materia prima necesaria.

A su vez, empezaron a llegar pedidos de Estados Unidos, Brasil y Perú, entre otros. No es que en otros países no se hiciera bolsas de materiales reutilizables, sino que hasta ahora no se había elaborado un producto de diseño de calidad, en el que no solo hay una función social, sino también la intervención artística. La suma de todo ello le pone el toque de diferencia, algo que el cliente pondera.

Renata, Claudia y Carolina, las tres creadoras de ‘Hecha Bolsa’.

Actualmente, los bolsones (que ya se pueden pedir del tamaño que desee) están a la venta en el Café Patrimonio (calle sucre 50), el centro cultural La Federal (Ballivián 66) y Granel (Equipetrol, calle Tucumán 6 oeste), en Santa Cruz de la Sierra. Pero también se puede hacer pedidos al 78520021.

#PequeñasAcciones

Apostamos por hacer un periodismo independiente